El 30 de diciembre del 2019 es una fecha que marcará un antes y un después para los cientos de puconinos que viven gracias al servicio de alojamiento para turistas. Esto porque el Concejo Municipal de Pucón aprobó una ordenanza para combatir los alojamientos irregulares e ilegales en la comuna.

La iniciativa, apoyada por diversos gremios de la ciudad balneario, busca no sólo regular una actividad que hoy es tierra de nadie, sino también darle mayor seguridad a los turistas que llegan a la zona arrendando inmuebles vía plataformas de internet como Booking, Despegar, etc.

LA PROPUESTA

La Asociación Gremial Hostales y Hoteles (HyH) de Pucón, que nació hace tres años, tuvo una importante participación en la elaboración de esta normativa, luego de evidenciar la falta de una regulación que permitiera competir en el mercado de forma justa.

María Elena Libante, tesorera de asociación, que agrupa a empresarios locales, cuenta que en un comienzo recibieron puras excusas de las autoridades (diputados y Sernatur) a quienes se les pedía que hicieran su trabajo de fiscalización y todo lo que les correspondiera hacer para proteger la actividad.

“No sé si trabas es la palabra, pero sí excusas, nos encontramos en cada reunión con muchas excusas por parte de las autoridades encargadas de velar porque la actividad hotelera se desarrollara de forma legal y correcta Y al mismo tiempo pudimos darnos cuenta con asombro que no había un protocolo con respaldo jurídico que protegiera y regulara a la actividad hotelera en Pucon, algo increíble para una ciudad donde la base de la economía local es el turismo y el servicio de alojamiento. Independiente del protocolo pudimos ver una clara falta de voluntad de hacer la pega”, dice María Elena.

La integrante de la directiva sostiene que «esperamos varios meses (dos) para que nos diera audiencia, pero una vez que se logró, el alcalde de Pucón, Carlos Barra, junto al Departamento de Turismo de la municipalidad, comprendieron la necesidad y aceptaron de inmediato nuestra solicitud de crear la primera ordenanza hotelera, una que fuera de inmediato un hito a nivel nacional y felizmente se puede decir que se logró”.

Pero no fue fácil. María Elena cuenta que en los últimos años debieron hacer muchos “esfuerzos para hacer viable nuestros negocios frente a la desmedida oferta ilegal de alojamientos, me refiero específicamente a los cientos de departamentos y casas en condominios que dicen ser segunda vivienda pero no son más que negocios de personas que viven en otras ciudades y que operan desde la ilegalidad, donde ni un peso queda en la comuna. La mayoría de nosotros debimos finiquitar a nuestros empleados, contratándolos por días, rehipotecando nuestras propiedades comerciales. Bien duro, esto nos ha golpeado a todos. Y es por eso que está ordenanza fue apoyada por grandes y pequeños empresarios, desde grandes hoteles emblemáticos hasta el pequeño hospedaje familiar, todos trabajando unidos por el bien común”.

CONCEJAL

El concejal Cristian Hernández Schmidt, quien apoyó la ordenanza municipal, sostiene “que desde tiempos pretéritos la vocación de Pucón ha estado vinculada al rubro alojamiento como base de la economía local”.

El edil agrega que “la gestión inmobiliaria ha llegado de forma agresiva y sin ningún mecanismo de fiscalización, generando un descalabro de proporciones a los servicios de alojamiento establecidos, formales y a las casas de veraneo que las familias de Pucón arrendaban a través de la renta presunta”.

Hoy –afirma Hernández– nadie fiscaliza y se hace cargo de ponerme atajo a este problema. “Existe una “Ley de Copropiedad” que nadie respeta, habiendo instancias de poder mitigar el daño causado a la economía local, aunque sea de forma progresiva con políticas locales, ordenanzas o apegado a la ley de rentas”.

«la gestión inmobiliaria ha llegado de forma agresiva y sin ningún mecanismo de fiscalización, generando un descalabro de proporciones a los servicios de alojamiento establecidos, formales y a las casas de veraneo que las familias de Pucón arrendaban a través de la renta presunta”.

Cristian Hernández, concejal de Pucón.

El concejal precisa que “se ofrecen departamentos por días a muy bajo precio en plataformas de difusión digitales sin regulación alguna. Más de 2.000 alojamientos se ofertan de forma irregular en Pucón. En su mayoría en edificios y condominios particulares, que han proliferado de forma agresiva en los últimos ocho años”.

Agrega que “se puede trabajar de forma justas y ordenada como Pucón lo hacía hace 25 años. El llamado es a cumplir las normas y formalizarse. El verdadero problema del mercado informal de alojamientos en Pucón tiene nombre y apellido. El mismo que por una falta de planificación que se debió abordar hace años atrás, hoy nos ha traído problemas ambientales, deformación del paisaje, descalabros económicos, desigualdad y división social entre nuestra propia gente”.

FISCALIZACIÓN

En tanto, Carolina Ruiz, directora de Desarrollo Económico, Fomento y Turismo de la Municipalidad de Pucón, sostiene que la ordenanza “parte como una iniciativa tras la gran caída de la reservas en alojamientos formales, producto del gran crecimiento que ha tenido la comuna en el tema inmobiliario. Hoy mucha gente que hace negocio con los departamentos que compra acá, no los adquiere para hacer turismo, más bien para hacer negocio, uso comercial, para arrendarlo a turistas en un precio muy menor al que cuesta una cabaña, y que no paga impuestos ni da boleta”.  

Ruiz afirma que “en ocasiones Pucón está lleno, las agencias funcionando, las termas repletas, los restaurantes con mucha gente, pero los alojamientos formales están en un 40%, entonces la mayoría se pregunta dónde se están alojando estas personas. Y la respuesta es que en su mayoría estas se están arrendando en departamentos o casas particulares que no pagan impuestos y no tienen patente”.

La encargada de turismo aclara que la normativa aprobada por el concejo “permitireá funcionar en el rubro del alojamiento a todos quienes quieran hacerlo, pero con su documentación al día que la ley exige. Nosotros no vamos a permitir condominios que nacen con el objetivo de ser una segunda vivienda, que sean utilizadas con fines comerciales y que vaya en desmedro de la calidad que nosotros promovemos en nuestro destino”.

Agrega que “los alojamientos nosotros queremos que sean formales, un departamento puede ser muy nuevo, puede tener comodidades, pero que no cumple con los estándares de calidad. En Santiago hace un tiempo murió una familia completa de brasileños que contrataron un alojamiento a través de las plataformas digitales como Booking, Despegar, etc.”.

La fiscalización –sostiene Ruiz– estará a cargo de la municipalidad. “En Turismo hemos creado una unidad de inspección, que existía, pero que era muy pequeña y que revisaba las actividades de turismo aventura, pero ahora está creciendo y tendremos fiscalizadores exclusivamente dedicados a trabajar en los alojamientos informales, en condominios o departamentos que son utilizados con fines comerciales sin tener la autorización para ello”.

«le vamos a exigir a las plataformas digitales, que antes de publicar un alojamiento para turistas en Pucón, verifiquen si ésta tiene su patente al día. No existe una normativa como ésta en Chile, nosotros estamos capacitando a nuestro personal, esperando que la ordenanza sea publicada en los próximos días en el Diario Oficial para salir a fiscalizar”.

Carolina Ruiz, encargada de Turismo de Pucón.

Ruiz sostiene que los fiscalizadores “atacarán todos los servicios que se ofrecen en forma ilegal por las plataformas digitales, ya con el solo hecho de verla en dicha plataforma, eso nos permitirá infraccionarla. Aquí no se está contra las plataformas digitales, es maravilloso que se ofrezcan alojamientos en estos espacios, pero que sean legales, que estén apegados a la normativa, quienes ofrezcan sus servicio  tienen que tener todo lo que legalmente corresponde”.

Añade que “le vamos a exigir a las plataformas digitales, que antes de publicar un alojamiento para turistas en Pucón, verifiquen si ésta tiene su patente al día. No existe una normativa como ésta en Chile, nosotros estamos capacitando a nuestro personal, esperando que la ordenanza sea publicada en los próximos días en el Diario Oficial para salir a fiscalizar”.

MULTAS

Al respecto, Constanza Varas, abogada que trabajó en la elaboración de la ordenanza municipal, precisó que “los principales elementos de la ordenanza son regulación, se creará un registro de alojamiento regulares y un registro de alojamientos irregulares, la idea es ordenar todo el rubro. Se suma también la creación de un registro para los corredores de propiedades, también se involucra a los operadores turísticos que fomenten esta industria, e incluso, al consumidor. Todo esto apuntando a generar una competencia leal y justa”.

La profesional afirmó que un alojamiento irregular “es aquel que no cuenta con patente municipal, que no ha sido revisado por el Departamento de Obras, Salud y que no paga los impuestos correspondientes”.

La abogada sostiene que “la ordenanza crea una Unidad de Fiscalización que depende de la Dirección de Turismo. Las sanciones están determinadas tanto para quien ofrece el servicio, para quien concreta el servicio y para el consumidor. Las multas –destaca Varas­– van de 1 a 5 UTM (desde 49.673 a $ 248.365), que es el rango que permite la Ley Orgánica de Municipalidades, el monto dependerá si se trata de una infracción leve, grave o gravísima”.

La abogada afirma que “la ordenanza también es un llamado para quienes trabajan con alojamientos irregulares o ilegales, a regularizar el servicio en la Municipalidad de Pucón y así evitar multas”.

Déjanos tus comentarios: